Programa de Acompañamiento e Intervención Integral a Víctimas del Conflicto Político, Social y Armado Interno. 

 
jueves, 23 de mayo de 2013

“REMANDO CONTRA LA CORRIENTE QUIMBO”

0 comentarios
REPORTAJE A FRANCISCO CABRERA

“REMANDO CONTRA LA CORRIENTE QUIMBO”

 
 



 

Francisco es un pescador de sesenta años de edad y desde que desde que tiene uso de razón navega por las aguas del rio magdalena en el centro del departamento del Huila, sur de Colombia;  allí sobre la popa de la canoa y atarraya en mano busca diariamente su sustento.

Como francisco más de setenta pescadores artesanales que habitan en los municipio de gigante, garzón, el agrado, Altamira y tesalia y paicol,  se encuentran hoy en medio del naufragio, pero no en las corrientes de la mayor arteria hídricas colombiana si no en las de la incertidumbre que les deja el saber que el gobierno nacional autorizo la construcción de una segunda represa en el Huila.

“Los trabajos comenzaron, están haciendo vías, han comprado fincas y la verdad es que nosotros los pescadores nos sentimos desprotegidos porque no tenemos un mejor alcalde una persona que nos colabore y nos oriente; una junta de acción comunal, nada de eso y pues han dicho que en el momento de comenzar a trabajar no nos dejan bajar más al rio,  han dicho que nos dan un aporte, por eso nos sacaron del rio, no nos han dado información de eso entonces es preocupante porque nos sacan de trabajar en el rio  y no han querido dar nada.” Afirma francisco

La pesca artesanal ha sido para francisco y su familia su principal fuente de subsistencia esta actividad ha disminuido por la contaminación que el rio magdalena sufrió desde que represaron el rio, cuando construyeron la hidroeléctrica de Betania.

Hoy 30 años después quieren represar de nuevo el rio,  la multinacional EMGESA que con aprobación del gobierno nacional pretende inundar 8500 hectáreas de las mejores tierras del departamento del Huila para llevar a cabo el megaproyecto de nominado el quimbo.

 Con el quimbo han llegado hombres y mujeres con acento español hablando sobre los beneficios de la inundación congregan a pescadores y jornaleros de la zona les prometen rentables indemnizaciones a cambio de sus tierras, pero meses después estas promesas se han disuelto en los remolinos del olvido, mientras tanto retroexcavadoras y volquetas ya trazan lo que serán las vías de acceso al embalse terrenos que hoy son paso restringido para los que siempre han vivido en ese lugar.

“Yo les dije que no porque ese era mi camino hacia 64 años y que hasta ahora no he tenido problema con nadie y ahora solamente con ellos y como me van a prohibir pasar si ese es mi camino.” Dice francisco

Los pescadores artesanales que por generaciones han habitado estos territorios hoy libran una batalla anónima por su defensa contra la multinacional EMGESA, la cual pretende arrasar con gran parte del ecosistema estratégico de mayor significado ecológico económico y sociocultural de los huilenses y es que a orillas del rio magdalena francisco, Nelson y Jorge heredaron de sus padres y abuelos el arte de tejer sus propias redes y con ellas obtener su alimento pero este legado se encuentra a punto de desaparecer debido a la oferta de EMGESA de desplazarlos a otras tierras y a otros oficios.

“esto va para una guerra porque que hace la gente con hambre por ahí la gente desplazada y uno por acá vive sabroso comemos lo que queremos a la hora que queremos y nadie le dice a uno nada como dice rufo para irse uno por allá sin saber cómo es por allá y  comenzar de cero es verraco y el arte de nosotros que nos hemos criado en el rio tenemos nuestras familias y ellos viven de la pesca” dice Francisco.

La comisión mundial de represas máxima autoridad de la materia señala que todo embalse tiene un efecto negativo sobre los ecosistemas y entrega su cuota al calentamiento global esto lo sabe muy bien francisco y los demás  pescadores quien con sus experiencias de toda la vida remando en el rio conocen cuales han sido los efectos ambientales y socioeconómicos desde que se construyó por primera vez una hidroeléctrica en el Departamento del Huila.

“La pesca antes de la construcción de la represa de Betania era muy buena, porque había harta subienda de boca chicos,  patalo, subía la sardinata, la dorada el nikuro, era cantidad que subía, todo eso  se acabo, porque la represa no deja subir el pescado, si todo lo que miramos es fauna naturaleza y todo era sin destruir como no será el calentamiento global después de que llenen el charco, eso es preocupante.”

La inundación de 8500 hectáreas de tierra tiene una repercusión ambiental de grandes proporciones se arrasan bosques productores de oxígeno y con ellos se acumulan cantidad de materia orgánica que al entrar en contacto con el agua se descomponen creando dióxido de carbono y metano gases de invernadero que después son lanzados a la atmosfera generando calentamiento global, al construirse la represa se crea un espejo de agua que altera un proceso natural donde antes los rayos solares eran absorbidos por la vegetación antes como había vegetación la energía era captada, y por el proceso fotosintético era transformada en materia orgánica.


De seguir con la caprichosa idea con la construcción del quimbo se inundaría numerosas hectáreas e instalaciones agrícolas,  y se verían también afectadas más de 1500 familias entre ellas la de francisco que con muchos esfuerzo ha sacado todos estos años adelante y que su sustento ha sido la pesca de la cual ha sacado a su familia adelante.


Leave a Reply

 
Programa de atención a víctimas © 2013 socialmediadigital.biz & . Perzonalizado por: SMD

Todos los derechos reservados Email: pavipcomunicacion@gmail.com